Breaking

19/6/15

Eduardo Thill: “el gobierno abierto debe empoderar a las personas”

El subsecretario de Tecnologías de la Gestión de la Jefatura de Gabinete, Eduardo Thill, analiza la realidad tecnológica del Estado y cree en la necesidad de delinear “un plan maestro de estrategia digital” para lo que se viene en los próximos años en la Argentina.

*También se manifestó en torno a las declaraciones del ex asesor del Programa Conectar Igualdad, Alejandro Artopoulos

-¿Cómo avanza la Firma digital luego de los recientes cambios?
-Ya están licenciadas cuatro empresas más que comenzarán a operar con firma digital. El próximo 25 de Junio vamos a estar haciendo el acto de emisión de certificados para sus autoridades certificantes y completar el ciclo de funcionamiento real. Por otra parte, siguen solicitando autoridades certificantes, como es el caso de ADEA. También estamos trabajando con la Corte Suprema de la provincia de Buenos Aires, el gobierno de Córdoba y la Caja de Valores.

 -¿Qué implicancia tiene contar con más jugadores licenciados?
-Por un lado, ampliamos la oferta de la emisión de certificados. Cuantas más autoridades certificantes en el mercado, mayor libertad de seleccionar con quien solicitar el certificado de firma digital. Recordemos que con las nuevas políticas el certificado emitido va a tener el mismo valor, ya sea para persona física o jurídica, y tendrá el mismo valor legal que la firma holográfica. Los certificados son transversales y comunes. Estos certificados ahora tienen valor para cualquier hecho que solicite firma digital. La nueva política es poder realmente instrumentar una herramienta más factible y un elemento común que podamos incorporar a nuestra vida digital. Antes la firma digital estaba ligada al atributo de la persona. Ahora, el certificado de firma digital puede tener o no un “sello de competencia”, asociado a la persona física, si es que fuese necesario. Es decir, antes debías haber tenido un certificado para cada sombrero profesional. Una locura.

-Con estos avances, ¿podemos hablar de una mejora sustantiva en la gestión pública?
-Sí. Y nos ayuda a legalizar procesos de gobierno electrónico también que redundan en beneficios para el ciudadano. En procesos internos, como ser las piezas documentales o expedientes, con un sistema para que sea totalmente digital y sea legal con la incorporación de firma digital, ahora cualquier empleado con firma propia pueda firmar en cada uno de los procesos. Esto propende a que realmente vayamos a una verdadera “despapelización”, una vieja deuda dentro de las administraciones públicas. Tengamos en cuenta que lo que más genera recursos y papel son los expedientes.  Si contamos con un sistema de gestión de piezas documentales con todos sus procesos digitales, con el mismo valor de firma holográfica, vamos dejando de lado el uso del papel. A medida que instalemos y capacitemos a cada una de las administraciones para ir hacia la despapelización, por supuesto, esto supone una mejora en el corto o mediano plazo.

-¿Qué habría  que hacer para que estos cambios se produzcan más en el corto que en el mediano plazo?
-Se trata de una cuestión de orden cultural, no tecnológica. Siempre hablamos de la reacción al cambio. Y con el papel es muy fuerte en el sector público.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Instagram @SchmitzOscar